X Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.

ARTICULOS

Contrato de Servicios Energéticos

El polideportivo San Ignacio en Bilbao gestiona su energía a través un contrato de servicios energéticos.

Compartir: 

Tras la puesta en marcha de un contrato de servicios energéticos y haberse sometido a una importante remodelación de sus instalaciones, el Polideportivo San Ignacio, perteneciente al Instituto Municipal de Deportes del Ayuntamiento de Bilbao (Bilbao Kirolak), ha conseguido ser un referente de accesibilidad, sostenibilidad y eficiencia energética, lo que le ha servido para optar al certificado LEED de sostenibilidad medioambiental. De conseguirlo, se convertiría en el primer polideportivo de Europa y el tercero del mundo en obtener esta distinción. El contrato, por su parte, cuenta con un carácter integral y ha sido galardonado recientemente por las dos principales asociaciones profesionales españolas de las compras y la gestión de inmuebles, AERCE e IFMA España.

Este polideportivo abrió sus puertas por primera vez al público en 1950 y en los años 90 fue objeto de una importante remodelación. Desde entonces, no había sido reformado más allá de las obras necesarias para su mantenimiento y adaptación a las normativas, salvo por la construcción del campo de fútbol en 2004. Además de una serie de medidas para adaptar el centro a los parámetros de accesibilidad, San Ignacio cuenta ahora con un nuevo edificio sostenible de 1.420 m2 que sirve de unión entre el antiguo edificio principal y el pabellón polideportivo, y al que se accede a través de una calle peatonal.

fachada 

San Ignacio contaba, asimismo, con una gran superficie en desuso que ahora da cabida a la Ciudad de la Raqueta y que cuenta con 15 pistas, siete de tenis y ocho de pádel, en las que pueden jugar hasta 900 personas al día. Tres de las pistas de tenis y cuatro de las de pádel son cubiertas y, sobre ellas, se ha instalado una planta solar fotovoltaica. Pero la actuación en el polideportivo de San Ignacio va más allá de la remodelación y reforma de los espacios. Conscientes del compromiso con la sostenibilidad medioambiental que deben asumir las administraciones públicas en sus proyectos, Bilbao Kirolak –Instituto Municipal de Deportes- y el Ayuntamiento de Bilbao han dotado a este proyecto de un plus de calidad siguiendo una doble vía.

Medidas de eficiencia energética y proceso de certificación LEED

Una de las vías consiste en la implantación de una serie de medidas de mejora de la eficiencia energética. Las medidas llevadas a cabo para mejorar la eficiencia energética han consistido en instalar:

  • Un motor de cogeneración de 500 Kw de potencia, que genera electricidad a partir de gas natural y produce energía térmica gratuita para calentar el agua de las piscinas. Es el mayor motor de cogeneración instalado en un polideportivo del País Vasco. Esta planta generará en torno a 1.848.000 kwh/año, que se inyectarán a la red de distribución. El calor residual proveniente de la combustión permitirá aprovechar 1.203.000 kwh/año de energía térmica, ahorrando así el 72% de todas las necesidades del polideportivo.
  • Una planta solar térmica de 50m2 y una potencia de 40 kW que genera 39.000 kwh/año de energía calorífica para calentar agua de la piscina, lo que supone el 10% de las necesidades térmicas del agua de la piscina del polideportivo.

paneles solares térmicos

  • Sistemas de aprovechamiento de calor residual del agua de piscina: Permitirá recuperar la energía que se lleva consigo el agua que se renueva en la piscina en, aproximadamente, unos 210.000 kcal diarios de media (entre el 25 %y el 30% de la energía térmica media que necesita la piscina).
  • Planta solar fotovoltaica en la cubierta de las pistas exteriores. Los 50 Kwp de paneles ocupan una superficie total de 1.300 m2 y producen unos 60.000 kWh/anuales de energía eléctrica para su inyección en la red. Esta producción evitará la emisión a la atmósfera de unas 60 toneladas de CO2.

cubierta fotovoltaica

  • Nueva climatizadora en piscina, con deshumectación del ambiente, que optimiza el consumo en climatización.

planta cubierta

  • Centralización de calderas: Si bien antes existían tres calderas y era necesario añadir una cuarta para el nuevo edificio recién construido, se ha centralizado toda la producción en una única sala, simplificando la instalación y utilizando calderas nuevas más eficientes, lo que permitirá ahorrar más de un 20% del consumo de gas.

En resumen, con las diferentes medidas de eficiencia energética previstas, se estima cubrir el 88% de la demanda térmica de todo el polideportivo.

La segunda vía proyectada consiste en la puesta en marcha de un proceso de certificación LEED del conjunto de la instalación, lo que permitirá la acreditación de la sostenibilidad ambiental del edificio terminado. De acuerdo con la documentación presentada en fase de proyecto, ya validada por la entidad certificadora, San Ignacio opta a esta distinción en su categoría Oro. Concluido el proceso, el centro se podría convertir en el primer polideportivo europeo y el tercero del mundo en obtener esta distinción.

Contrato de Servicios Energéticos

Estas obras del conjunto deportivo de San Ignacio suponen la culminación de una senda que se inició con el Plan de Mejora Ambiental del Polideportivo de Zorroza, iniciado en 2006. La actuación recogía dos medidas concretas para reducir el consumo de agua de piscina y el agua de riego.

Tras el primer paso dado en Zorroza, se decidió avanzar otro paso hacia el camino de la eficiencia energética. Para ello, en 2008 Bilbao Kirolak encargó una auditoría energética al Ente Vasco de la Energía, EVE, sobre el estado de su red de instalaciones. Como resultado de la auditoría, se propusieron una serie de actuaciones para el aprovechamiento de fuentes renovables y medidas de ahorro y eficiencia energética. Para testar las mismas, se llevó a cabo una prueba piloto a lo largo de 2009, esta vez en el Polideportivo Rekalde. En este centro se instaló una planta solar fotovoltaica de 10,8 kWp, una planta solar térmica de 120 kW, una planta de cogeneración de 90 kW, un sistema de aprovechamiento de calor del agua de las piscinas y la sustitución de calderas antiguas por equipos más eficientes. Con todas estas medidas se estimó un aprovechamiento térmico equivalente al 57% de la demanda térmica de todo el polideportivo.

El éxito de Rekalde animó a Bilbao Kirolak a abordar las obras en San Ignacio, aprovechando las actuaciones para remodelar sus instalaciones en el periodo 2010-2011. Tras los buenos resultados obtenidos, Bilbao Kirolak sigue extendiendo estas medidas al resto de la red municipal, en línea con la apuesta por las energías renovables y la eficiencia energética.

vista general

Para emprender estas actuaciones, el Instituto sacó a licitación pública, en mayo de 2010, un contrato de suministro y gestión energética y mantenimiento, fruto de un proceso de reordenamiento de sus acciones de mantenimiento, suministro y gestión energética, contratando su gestión integral a una Empresa de Servicios Energéticos (ESE).

El modelo de contrato es el promovido por el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía, IDAE y la Federación Española de Municipios y Provincias, FEMP. Con este contrato, la ESE acomete, al inicio del contrato, inversiones que mejoran la eficiencia energética de las instalaciones a su costa de modo que la reducción del consumo de energía obtenida le permite amortizar las inversiones y ofrecer una reducción del coste del servicio.

La oferta ganadora, presentada por la UTE Ferrovial Servicios / Tecman, fue finalmente adjudicada en septiembre de 2010 por un importe global de 24.507.590,25 €. Esto supone una reducción del 25% sobre los costes iniciales, y de casi el 5% sobre el presupuesto anual de gasto de Bilbao Kirolak. Los beneficios económicos y medioambientales obtenidos superan todas las expectativas iniciales, mejorando las prestaciones mientras se reduce el coste del servicio en un 25%, el consumo de gas natural en un 38% y el eléctrico en un 14%.

Este contrato ha recibido el reconocimiento de las dos principales asociaciones profesionales españolas de las compras y la gestión de inmuebles. La Asociación Española de Profesionales de Compras, Contratación y Aprovisionamiento (AERCE), que agrupa a los responsables de compras de las principales medianas y grandes empresas españolas, ha distinguido a Bilbao Kirolak por este contrato con el premio Diamante de la Compra 2011 en la categoría Sector Público. Por su parte, IFMA España, Sociedad Española de Facility Management, ha seleccionado este contrato como una de las cuatro “Buenas Prácticas” españolas del año en gestión de inmuebles que optan a la elección como Mejor Práctica, dentro del programa Good & Best Practices 2010 desarrollado por la entidad.

Prestaciones del contrato

El equipo técnico de Bilbao Kirolak diseñó un complejo pliego de prescripciones técnicas (ver memoria), adaptadas a sus necesidades específicas.

El contrato tiene una duración de 10 años, y comprende la realización de las siguientes prestaciones:

- Suministro y Gestión Energética: Suministro de electricidad y combustibles necesarios para la obtención del confort y para el funcionamiento correcto y óptimo de las instalaciones. Además, control de la calidad y cantidad, gestión del uso y garantías de aprovisionamiento. Se establece que la energía eléctrica suministrada tendrá que proceder al menos en un 35%, de fuentes de energías renovables. El precio del suministro se establece como un canon anual fijo (revisable anualmente de manera preestablecida en función de la evolución de precios en el mercado energético, o a posibles modificaciones, incorporaciones o bajas de los centros deportivos objeto del contrato), independiente de los consumos reales, por lo que el contratista obtiene más beneficio cuanto más eficiente sea en la gestión energética, manteniendo los parámetros de confort establecidos.

fachada nocturna

- Mantenimiento con Garantía Total: Prestación del servicio de conservación y mantenimiento técnico integral de los centros dependientes de Bilbao Kirolak, abarcando la mayor parte de las instalaciones:

  • Acometidas eléctricas y de combustibles, instalaciones térmicas y eléctricas transformadoras.
  • Instalaciones de tratamiento del aire, distribución y elementos terminales.
  • Instalaciones de distribución de energía eléctrica y alumbrado.
  • Acometida, distribución y elementos terminales de los servicios de agua caliente y fría.
  • Instalaciones de depuración y tratamiento de agua de piscinas.
  • Equipamiento de los espacios públicos.

Entendido el mantenimiento como el conjunto de trabajos de conservación necesarios para mantener a cada edificio, sus dependencias e instalaciones, en condiciones de uso durante su período de vida útil, optimizando el consumo energético, previniendo los posibles riesgos que puedan comprometer su seguridad y protegiendo el medio ambiente de su entorno de posibles agresiones, comprende las siguientes actuaciones:

  • Mantenimiento conductivo y vigilancia de las instalaciones.
  • Mantenimiento Preventivo: dirigido a lograr el perfecto funcionamiento de las instalaciones con todos sus componentes y lograr la permanencia en el tiempo de su rendimiento.
  • Mantenimiento Correctivo. En régimen de Garantía Total para las principales instalaciones, o con descuentos sobre PVP prefijados para pequeñas actuaciones de entretenimiento de la instalación.

- Inversiones voluntarias para la reforma de la eficiencia energética: Se promueve la mejora de la eficiencia energética mediante la incorporación de equipos e instalaciones que fomenten el ahorro de energía y la eficiencia energética o la utilización de energías renovables o gratuitas. Estas instalaciones son propuestas y ejecutadas a su costa por el contratista, que las amortiza a lo largo de los 10 años de vida del contrato mediante la reducción de consumos energéticos o los ingresos generados por la venta de energía a terceros. De este modo, el contratista reduce los costes energéticos en su conjunto, trasladando esta reducción (una vez deducida la amortización de la inversión, ejecutada y pagada por él) a la reducción del canon anual de energía.

- Obras de mejora y renovación de instalaciones: Se ejecutan al inicio del contrato determinadas obras de mejora del rendimiento energético y renovación de las instalaciones, definidas por Bilbao Kirolak, que no llegan a ser rentabilizadas en los 10 años de vigencia, por lo que no encajan en el apartado de inversiones voluntarias. Estas inversiones son pagadas por Bilbao Kirolak, y se abonan, junto con sus intereses, a un ritmo uniforme a lo largo del contrato. De este modo se empieza a obtener el beneficio al inicio del contrato, pero se acomodan los pagos al ritmo al que se obtienen los beneficios. En el contrato se han incluido actuaciones de este tipo por importe de cerca de 2 millones de euros.

En el proceso de preparación se analizaron varios de los escasos contratos de este tipo ya adjudicados por diversos organismos del sector público. Aunque existen ya algunos ejemplos de esta modalidad de contratos en marcha, las especiales características del pliego de condiciones desarrollado por Bilbao Kirolak le dan un carácter innovador, sensiblemente distinto de los precedentes existentes:

  • El contrato puesto en marcha por Bilbao Kirolak es del tipo “forfait”. Fijados unos parámetros de confort, el contratista es responsable de la gestión energética en su conjunto, y percibe un importe fijo independientemente del consumo energético real. Cuanto mayor sea la reducción de consumos, mejor es el resultado de su negocio, con lo que se incentiva la eficiencia energética en el conjunto del proceso.
  • El alcance del mantenimiento de las instalaciones térmicas y eléctricas es de garantía total en el caso de Bilbao Kirolak. Se amplía hasta cubrir las necesidades globales de mantenimiento de la entidad que pueden ser atendidas por un generalista. Se exceptúan únicamente las actuaciones en obra civil (que requieren otro perfil de profesionales, por lo que no generan sinergias con el mantenimiento general, y en las que es difícil establecer a priori precios unitarios genéricos fiables) y aquellas actuaciones de mantenimiento que por razones prácticas o legales deben ser atendidas por un especialista (protección contra incendios, ascensores…).
  • Se incluye en las responsabilidades del contratista lo que se denomina “entretenimiento” de la instalación, entendiendo por tal aquellas pequeñas actuaciones de mantenimiento de pequeños elementos (cerrajería, carpintería, taquillas, grifería, sanitarios…) que, no teniendo incidencia en el funcionamiento general de los centros, sí tienen un impacto muy alto en la calidad percibida por el usuario. Puesto que, por su carácter de difícilmente predecibles, incluir estas actuaciones en régimen de garantía total obligaría a una sobrevaloración excesiva, se han establecido una serie de descuentos por familias sobre PVP para fijar el precio de suministro de los materiales, mientras que el coste de mano de obra sí está incluido en la garantía total.
  • Dado su carácter de contratista principal, se traslada también al adjudicatario del servicio la responsabilidad de la vigilancia del conjunto de las instalaciones, sean o no mantenidas por él, y de la introducción de las incidencias en el sistema informático GMAO, suministrado por él, pero compartido con la propiedad y el resto de contratas que participen en el mantenimiento de los edificios, que sirve de soporte principal al proceso de mantenimiento de Bilbao Kirolak.
Compartir: 

ARTÍCULOS

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 >> 19

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

banner

ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE