X Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.

ARTICULOS

Remodelación de Gran Teatre del Liceu

El Gran Teatre del Liceu está llevando a cabo un Plan de Acción con el objetivo de mejorar la eficiencia energética a través de un contrato EPC.

Compartir: 

El Gran Teatre del Liceu consciente de la importancia de la protección del medio ambiente, decidió en el año 2002 implantar un Sistema de Gestión Ambiental. Así, el Liceu fue el primer teatro europeo que obtuvo en el año 2004 la certificación del Sistema de Gestión Ambiental conforme a la norma ISO14001, cumpliendo con estándares internacionales, y también la certificación EMAS, cumpliendo con el reglamento europeo para los sistemas de eco-gestión y eco-auditoria.

Vista del Gran Teatre del Liceu

Dentro de su implicación para la mejora continua de la gestión ambiental y energética, el Liceu puso en marcha un Plan de Acción 2009-2015, para reducir el consumo energético, mejorar la eficiencia energética y la consecuente reducción de emisiones de CO2.

Para desarrollar el Plan de Acción se tomó la iniciativa emprendedora de enmarcar todas las acciones dentro de un nuevo marco contractual, aplicando las líneas generales propuestas por la Administración Pública en la Ley 30/2007, de 30 de octubre para contratos de colaboración entre el sector público y el sector privado.

Este contrato, que se licito durante el año 2009, en la modalidad de contrato de rendimiento, tipo EPC, y se adjudicó por un período de 6 años, integra los servicios de gestión integral del mantenimiento y los servicios energéticos, ligándolos al cumplimiento de objetivos y resultados, incorporando formulas para impulsar inversiones en mejoras de eficiencia energética y su financiamiento con los ahorros garantizados, auditando la calidad de las prestaciones, los objetivos y los resultados.

Obras de mejora en el Gran Teatre del Liceu

El factor humano tiene una influencia decisiva en la utilización racional de la energía. En consecuencia, un buen uso del edificio, su explotación y mantenimiento, presupone un uso eficiente de la energía. No es suficiente hacer inversiones en eficiencia, hace falta hacer un uso eficiente. La cuestión que nos planteamos no es solo la gestión de compra/venta de energía, sino la gestión de la demanda de la energía, es decir, gestionar el uso de la energía y reducir la demanda energética.

En definitiva, este Plan de Acción pretende establecer las bases fundamentales, y una hoja de ruta, para hacer viable el desarrollo de una adecuada política de gestión energética, y como resultado lograr y consolidar los objetivos de reducción del consumo energético y consecuentemente de emisiones de CO2.

Memoria descriptiva

  • Estrategia

El Plan de Acción incluye los objetivos estratégicos y los operacionales, para incorporar paulatinamente diversas medidas, buenas prácticas, mejora de los procesos de explotación, incorporación de nuevas tecnologías, aparatos y equipos para mejorar la gestión, incluso la compra verde de electricidad, todo encarrilado a reducir la demanda energética del edificio y mejorar la eficiencia energética.

El Plan de Acción tiene un período de 6 años, y se estructura en 2 fases:

  • La primera fase corresponde al período del 1er año, con el objetivo de alcanzar un nivel racional de consumo energético, sin hacer inversiones.
  • La segunda fase se inicia a partir del 2º año, y es cuando se pose en marcha la ejecución material de las inversiones en ahorro y eficiencia energética. Para desarrollar el Plan de Acción dentro de un marco contractual, se diseñó un contrato que recoge y aprovecha:
    • Las líneas generales propuestas por la Administración Pública en la Ley 30/2007, de 30 de octubre para contratos de colaboración entre el sector público y el sector privado, en particular los aspectos relativos a los contratos mixtos de servicios y obras en eficiencia energética.
    • Las estrategias de la modalidad de contratos de rendimiento energético con compromiso de ahorros garantizados, también conocidos como Energy Performance Contracting (EPC). Son contratos ligados a la consecución de resultados, y para financiar mejoras con ahorros energéticos.
    • Las estrategias de los protocolos de medida y verificación. En particular, se cogió de referencia el protocolo internacional IPMVP (International Performance Measurament & Verification Protocol) de la organización internacional EVO (Energy Verification Organization), y que sirve para que los ahorros garantizados sean medidos y verificados según un protocolo.
    • La reducción del consumo no puede ir en detrimento de la calidad de las prestaciones que requiriere la actividad. Así, para asegurar la calidad se estableció un sistema de control de calidad tipo Service Level Agreement (SLA), con indicadores KPI’s, y un sistema de incentivos que bonifica/penaliza la consecución de los objetivos. Uno de los indicadores evalúa los resultados de una Auditoria Técnica Anual del “Mantenimiento y Gestión Energética”.

Obras de mejora en el Gran Teatre del Liceu

Así, este contrato engloba los servicios de gestión integral del mantenimiento y los servicios energéticos, ligándolos al cumplimiento de objetivos y resultados, incorporando formulas para impulsar inversiones en mejora de eficiencia y energía y su financiamiento con los ahorros garantizados, auditando la calidad de las prestaciones, los objetivos y los resultados. Todo ello queda integrado en el Sistema de Gestión Ambiental y Energético del Gran Teatre del Liceu, basados en las normas ISO14001, EMAS i EN-16001.

Contenidos de la primera fase (primer año)

  • Factor humano y uso de la energía

Se pretende asegurar un buen uso de la energía, mediante una adecuada explotación del edificio y de sus instalaciones, buenas prácticas, mejoras de gestión, mejoras organizativas, sensibilización del personal, así como una explotación, mantenimiento y conducción eficiente de las instalaciones. El objetivo es lograr un nivel racional de consumo energético del edificio, pero también consolidarlo. Las acciones básicas puestas en marcha se han centrado en:

    • Mantenimiento. Establecer las rutinas de trabajo para asegurar todo aquello que en materia de eficiencia energética sea obligatorio por normativa RITE, CTE y otras disposiciones, pero también las que los fabricantes de equipos, máquinas y sistemas especifiquen para lograr sus rendimientos óptimos. Se pretende asegurar y verificar que las diversas instalaciones consumidoras de energía estén trabajando en su punto óptimo o nominal, procediendo a la acción preventiva o correctiva de los elementos que por un estado deficiente o anómalo puedan comportar un

ARTÍCULOS

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 >> 19

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

banner

ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

TWITTER

PATROCINIO ORO

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE